Las mesas de piedra poseen la característica de ser elementos que, por su dureza y su peso, se conforman como piezas inamovibles que resisten el paso del tiempo, tanto en interior como en exterior.

En el taller de Torregris hemos elaborado a lo largo de los años unas cuantas en diferentes materiales, formas y medidas.

Las mesas de piedra ya se utilizaban desde antiguo, siendo de una solidez que ningún otro material podía igualar.

Las más primitivas no tenían caras trabajadas, sino que eran seleccionadas piezas para el tablero que por su forma y su superficie relativamente lisa resultaban idóneas para su función.las mesas de piedra más rústicas

En general, las mesas que se suelen elaborar son los tableros que luego se apoyan sobre bases metálicas.

En ocasiones se encargan mesas con apoyos igualmente de piedra, más o menos elaborados, según la imaginación del cliente o alguna imagen que haya podido ver.

El tablero liso puede ir acompañado por un contorno de cantos moldurados o con bajorrelieves.

Las mesas antiguas solían ser de un espesor considerable, tal y como se encontraba en la naturaleza.

Actualmente, el espesor no suele ser excesivo, por el peso que luego supone. Así, muchas veces se elaboran tableros de 2 cm de espesor (no suele ser menos).

También hay que tener en cuenta que con estos espesores finos, el material utilizado (normalmente granito) debe ser de cierta consistencia, porque si la superficie es grande, la fragilidad también lo es.

Últimamente se han utilizado piezas de piedra trabajadas con relieves, que quedan en una posición inferior, con una pieza de vidrio transparente que hace de verdadero tablero y permite ver el trabajo en la piedra.

En nuestro caso, algunos de los distintos tipos de piedra que hemos realizado son:

Mesa circular caliza 7 cm de espesor

Mesas para área recreativa en crema cenia 6 cm de espesor

Mesas circulares de granito, normalmente en 2 cm de espesor

Mesa rectangular moldurada de mármol crema marfil, de 7 cm de espesor

Mesas circulares pequeñas, de interior, de diferentes materiales.

Definitivamente, las mesas de piedra pueden suponer un elemento excepcional en cualquier espacio (donde no se tengan que mover mucho), que pueden durar generaciones…